Valoración de IU Vícar sobre el informe de fiscalización de la Cámara de Cuentas

Ante la reprimenda de la Cámara de Cuentas al equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Vícar y su demoledor informe donde saca las vergüenzas del PSOE de Antonio Bonilla acerca de la contratación de personal, el descontrol de las subvenciones e irregularidades en el control del gasto, desde el grupo municipal de Izquierda Unida se recalca “que esto no viene si no a darnos la razón acerca de nuestras denuncias sobre la pésima gestión de Bonilla”.

“Los desajustes en personal, el descontrol de subvenciones, el plan de pago, transparencia en el gobierno, estas entre otras medidas auditadas, como ya avisábamos y denunciábamos, nos costó tener que abandonar el pleno en el tiempo que se auditan las cuentas. Seguimos peleando para que las medidas propuestas se pongan en marcha, ya que se mantienen algunos vicios de los que la Cámara de Cuentas de la Junta Andalucía denuncia en sus informes. Falta de personal, falta de medios, mala planificación en política de personal…, es el problema que venimos arrastrando y que venimos denunciando con el plan de ajuste de la deuda municipal del equipo de gobierno de Antonio Bonilla”, manifiesta IU.

Desde Izquierda Unida se ha pedido en reiteradas ocasiones mayor transparencia, con actuaciones como la retransmisión de los plenos, más participación de los vecinos con un horario más accesible al público en los plenos, que la web municipal sea más accesible y sea uso y referente en cuanto a su información en la vida municipal.

La Cámara de Cuentas “nos viene a decir que el Ayuntamiento no cumple con la obligación en transparencia municipal. Una vez realizados los distintos análisis y como venimos denunciando desde Izquierda Unida, la Cámara de Cuentas incide en la falta de organigrama, de manuales de procedimientos y de una adecuada política de personal que dote de estabilidad a la plantilla y racionalice el gasto de personal. También se señala la falta de una regulación para la contratación de personal laboral temporal”.

En cuanto al registro de facturas implementado en el Ayuntamiento, éste “carece de instrucciones internas sobre su funcionamiento”, de manera que “no se realizan los requerimientos previstos en la norma para la justificación de las facturas”. También vemos en el informe de la Cámara de Cuentas Vícar cómo se pone en evidencia el registro de facturas al carecer de instrucciones internas y el tiempo de pago a proveedores.

Desde Izquierda Unida se insta al equipo de Gobierno a subsanar todas estas cuestiones.